martes, 28 de enero de 2020

Dehesa de Navalvillar.

El día 12 de enero, visitamos una vez más nuestra querida dehesa de Navalvillar. Comenzamos remontando el arroyo Tejada. A primera hora, gran número de gaviotas nos sobrevolaban reclamando y dirigiéndose hacia el vertedero. Algunos pinzones y herrerillos comunes, posaban y se alimentaban entre las despobladas ramas de los fresnos, mientras un par de buitres negros descansaban en unas rocas.

Buitre negro (Aegypius monachus)

Urracas y carboneros se dejaban ver, y la silueta inconfundible, con la cola en forma de V, de los milanos reales nos acompañaban en el cielo. Al fondo, un picogordo se posa en la última rama de un fresno, donde nos permite observarle con el telescopio, y comentar el grosor del pico que le da nombre.

Picogordo (Coccothraustes coccothraustes)

Los conejos corretean por varios sitios y después de escuchar el reclamo del petirrojo, descubrimos a uno de ellos alimentándose por el suelo.

Petirrojo (Erithacus rubecula)

Mirlos con sus señales de alarma se esconden a nuestro paso, y después de observar a un mochuelo en su descanso matutino, disfrutamos de un grupito de zorzal charlo que también se afana en alimentarse por el suelo, mientras alguno de ellos nos vigila desde una rama.

Zorzal charlo (Turdus viscivorus)

No desperdiciamos ninguna ocasión para inmortalizar los avistamientos, en una caza fotográfica bastante menos agresiva, que la que siembra de cadáveres y plomo nuestros campos algunos meses al año. Además, nos sirve para ejercer ciencia ciudadana, aportando esas fotografías y los datos que recopilamos, para registrarlos en plataformas como Inaturalist y que sirven para que cualquier científico haga uso se ellos para futuros estudios.

Observando y fotografiando fauna. Foto: Eduardo Ramírez.

El otoño nos dejó al descubierto este nido de pájaro moscón, que por otro lado, ya teníamos controlado de la primavera pasada, y que confirma la expansión de la especie. De las sospechas de tratarse de un reproductor probable contemplada en nuestra guía de Aves de la Dehesa de Navalvillar, ha pasado a ser un reproductor seguro en la actualidad.

Nido viejo de pájaro moscón (Remiz pendulinus)

Otro habitual como el ratonero, vuela desde una encina y grupos de rabilargos se mueven por los majuelos. Vemos un par de corzos a la carrera y una pareja de zorros sesteando al sol en unas rocas. Un poco más abajo un damero de imperial nos sobrevuela y el avistamiento de un par de buitres negros posados en el suelo, ponen fin a tan provechosa jornada de campo.

Buitres negros (Aegypius monachus)

No hay comentarios: