martes, 16 de diciembre de 2014

Día de cabras.

Hoy nos hemos acercado a la sierra de Guadarrama a ver si teníamos suerte con la observación de cabras montesas. Precisamente ayer, en un periódico, hablaban que la población rondaba los 4000 ejemplares y que se planeaba reducirlos hasta los 1500 aproximadamente. Desequilibrios y equilibrios provocados por la intervención humana. Con lo interesante que sería la entrada del lobo en este parque nacional.
El día nos ha recibido con nubes, claros y alguna llovizna que nos ha permitodo disfrutar de un bonito arcoiris.


En el comienzo de nuestra ascensión, bastantes rabilargos, pinzones vulgares, algunos escribanos montesinos y unos bandos de verderones serranos. Fácil que hayamos visto unos 200 ejemplares. En uno de los bandos habría unos 150 que se han posado prácticamente todos en una roca y ha sido espectacular el poderlos observar. Rápidamente volaban y se echaban al suelo a alimentarse. Como siempre, primero el disfrute y luego la foto, así que sólo he podido pillar en condiciones a uno de ellos.


Continuábamos la ascensión y nos han sobrevolado buitres leonados, hemos visto una pareja de cernícalo vulgar, un alcaudón real, cuervos, cornejas, totovías y han aparecido las primeras cabras.


Un impresionante macho capitaneaba un grupo con dos machos más jovenes y algunas hembras y algunos cabritillos.
No se han asustado y los hemos podido observar a una distancia relativamente corta.



Después hemos continuado ascendiendo y viendo diferentes grupos de cabras, ya en su mayoría hembras con cabritillos sin machos en la cercanía. En total habremos visto unas 60 cabras de las cuales sólo 5 eran machos adultos.


En definitiva, hemos disfrutado de un día de cabras, sorprendentemente fáciles de observar.

miércoles, 10 de diciembre de 2014

Gaviota cana

Hoy en nuestra jornada de lectura de anillas de cigüeñas en el vertedero de Colmenar Viejo (Madrid), hemos tenido la suerte de descubrir un juvenil de gaviota cana.


La gaviota cana es una especie que se presenta con muy poca frecuencia por el centro peninsular, pero en los vertederos se encuentran algunos individuos todos los inviernos. Para más información de la especie podéis mirar en el siguiente enlace de nuestra web:
http://anapri-asociacionnaturalistaprimilla.blogspot.com.es/2011/01/gaviota-cana-larus-canus-en-guadalix-de.html


Un poco más grande que la gaviota reidora, llama la atención sobre todo por sus patas pálidas y su cabeza blanquecina sin mancha negra y con el pico azulado con la punta oscura.


Después hemos descubierto otra rareza. En lo alto de un montículo de tierra descansaba este tigre. Afortunadamente era de peluche jejeje.

martes, 9 de diciembre de 2014

Estepas de Talamanca.

Ayer, 8 de diciembre, hicimos una excursión a las estepas cerealistas de Talamanca del Jarama (Madrid). Visitamos la ZEPA declarada para proteger a las aves esteparias. Nada más comenzar nuestro camino y una vez pasadas las primeras fincas con perros, comenzamos a ver las primeras alondras (Alauda arvensis), a la postre, la especie más abundante.


Algunos bisbitas comunes, y a lo lejos, el primer grupillo de avutardas. Bastante asustadizas por cierto.


Llegamos a una pequeña zona con algo de vegetación, zarzas y alguna construcción en ruinas, donde vimos gran parte de las especies del día. Jilgueros y pardillos alimentándose en los cardos y en el suelo, alguna tarabilla común, un pito real, un alcaudón real en su atalaya, un mochuelo descansando en un murete, trigueros, gorrión chillón, curruca cabecinegra y más alondras y bisbitas, además de un grupillo de 13 avefrías en vuelo.


Siguiendo nuestro camino descubrimos más avutardas, en total fueron 82 en tres grupos de 25, 9 y 48.
Algunos milanos reales sobrevolaban los campos y los grupitos de urracas también hacían acto de presencia. Banditos de verdecillos y verderones se alimentaban de semillas mientras una pareja de curruca rabilarga se dejaba ver en una retama.

En el borde de un sembrado descubrimos un par de Ortegas que tras ver que no representabamos un peligro estuvieron alimentándose.


Después 6 individuos más, casi invisibles en su perfecto camuflaje con piedras y terruños. También tuvimos la suerte de ver una en vuelo, pudiendo observar su característica panza de color negro.


Pero tuvimos suerte de compartir uno de esos momentos inigualables en la naturaleza. Un halcón peregrino levanta vuelo desde una roca en la que estaba posado. Algo más alejado, levanta vuelo un bandito de unas 50 alondras. el halcón se dirige hacia ellas. Una alondra queda aislada y el halcón la convierte en su objetivo. Primero un lance frontal que esquiva la alondra y seguidamente una consecución de ataques del halcón, cogiendo un poquito de altura y lanzando picados que magistralmente burlaba la alondra. En total 7 u 8 ataques. Finalmente los perdimos de vista sin saber como habrá acabado la acción.
Momentos como estos son los que nos hacen repetir una y otra vez nuestras salidas al campito.

domingo, 30 de noviembre de 2014

ANAPRI participa en un Programa de Inmersión Lingüística en inglés

Unos 650 niñ@s de 6º de primaria y 2º de la ESO, han participado durante los meses de octubre y noviembre de 2013 y 2014, en el Programa de Inmersión Lingüistica en inglés para el MECD (Ministerio de Educación, Cultura y Deporte), en la granja escuela CEI El Jarama. En éste programa, los alumnos de dos colegios procedentes de dos zonas diferentes del territorio español (Aragón, Islas Baleares, Canarias, Melilla), conviven 24h al día, durante siete días. Comparten alojamiento, actividades lúdicas y educativas y hacen excursiones adaptadas al programa de inmersión en inglés. ANAPRI ha participado semanalmente, impartiendo una jornada de educación ambiental dedicada a la fauna en el cercano embalse de Guadalix de la Sierra (Madrid).


Varias de las jornadas, las hemos dedicado a explicarles la importancia del anillamiento científico de aves, para lo cual, hemos tenido la colaboración del grupo de anillamiento Álula. Desde aquí, nuestro más sincero agradecimiento. Además de la explicación de en qué consiste este método de estudio científico de las aves, tuvieron la oportunidad de observar muchas especies diferentes a muy poca distancia. También les hablamos de la migración, porqué la efectuan y aclaramos cualquier duda y todas las preguntas que nos formularon.


En otras de las jornadas, hablamos de la importancia de los humedales para muchas especies de fauna, principalmente aves, que pudieron ver y diferenciar in situ, con la observación directa, a través de un telescopio terrestre e hicimos varios juegos con los que los alumn@s lo pasaron fenomenal.

En los siguientes enlaces se puede ver más información sobre el programa de inmersión lingüística en CEI el Jarama y sobre anillamiento científico de aves:

http://ceieljarama.com/programa-de-inmersion-linguistica-en-ingles-del-ministerio-de-educacion-cultura-y-deporte/
http://grupodeanillamientolula.blogspot.com.es/

jueves, 6 de noviembre de 2014

Morito en el embalse de Santillana

Una vez más, alertado por Alfredo Ortega Morejón, hemos podido disfrutar en el embalse de Santillana, de una especie poco común por estas aguas. Se trataba de un Morito (Plegadis falcinellus) que fue descubierto en primer lugar por Juan Alberto Díaz Reyes el 15-10-2014. Se trataba de un individuo juvenil que ha estado en el embalse 3-4 días.
El morito, es la única especie de Ibis europeo. Habita en zonas húmedas como marismas, deltas, albuferas y arrozales. Hace algunos años estaba catalogada como en peligro. Ahora es más fácil de ver, sobre todo en periodos de migración y dispersión de individuos del Este de europa y últimamente de las grandes colonias de cría del Delta del Ebro y de Doñana. A saber de donde venía y a donde ha ido este ejemplar que se ha dejado ver por estas tierras madrileñas.

Morito común (Plegadis falcinellus). Fotografía cedida por Alfredo Ortega Morejón.

Intentamos relocalizarlo el 20 de octubre pero ya no estaba, así que disfrutamos de la cercana presencia de otras especies. A lo lejos localizamos un individuo de gaviota cabecinegra, menos común que las sombrías y reidoras que nos visitan todos los inviernos, pero habitual en pequeño número. Disfrutamos más con la observación de gaviotas reidoras que estaban posadas en rocas, cerca de la orilla del embalse.

Gaviota reidora (Larus ridibundus)

Cerca sorprendimos también a un zampullín común y a este individuo juvenil de somormujo lavanco. Esas rayas negras en la cara lo delatan. El adulto no las tiene.

Somormujo lavanco (Podiceps cristatus)

Pero mucho más gratificante y sorprendente fué ver a este zampullín cuellinegro luciéndo todavia parte del plumaje nupcial. Espectacular el ojo rojo que muestra esta especie.

Zampullín cuellinegro (Podiceps nigricollis)

Pero no estaba sólo. Alrededor contabilizamos 5 individuos más, estos últimos ya con el plumaje de invierno.

Zampullín cuellinegro (Podiceps nigricollis)

domingo, 26 de octubre de 2014

Llegada masiva de invernantes.

El pasado martes estuvimos dando una vuelta por la dehesa de Navalvillar de Colmenar Viejo. Con unas temperaturas excepcionales para las fechas que estamos, hicimos uno de nuestros recorridos habituales. Nos sorprendió el elevado número de zorzales comunes que había. Ni más ni menos contabilizamos un total de 101 individuos en unos 12 Km de recorrido.


También comenzamos a detectar petirrojos por todos los lados. En este caso localizamos un total de 64 individuos.



En igual recorrido, también nos sorprendió el elevado número de mosquiteros comunes. En total 45, cuando lo máximo que hemos contabilizado en otros años por estas fechas, en ningún caso superaban los 20 individuos.


Todavía nos faltan por llegar algunos invernantes puros como zorzal alirrojo y acentor común. Mientras tanto, nos sorprendió igualmente encontrarnos a estas cuatro ranas comunes soleándose en el murete del abrevadero del ganado.


Éste calorcito otoñal mantiene todavía cantarinas a nuestras comunes totovías, que nos alegraron con sus cantos durante toda la jornada..

miércoles, 1 de octubre de 2014

Rastros.

Muchas veces en nuestras salidas al campo, podemos descubrir la presencia de algunos animales sin verlos, encontrando sus rastros. Curioso fué el descubrimiento de esta caca de vaca, en la que imprimieron sus huellas un conejo y, posiblemente tras su rastro, un zorro.

sábado, 20 de septiembre de 2014

Correlimos de Temminck en embalse de Santillana.

El pasado 17 de septiembre recibimos la noticia por parte de Alfredo Hilario Ortega Morejón de que había un Correlimos de Temminck en el embalse de Santillana, en Manzanares el Real (Madrid).
Como la cita merecía la pena, cuando pudimos, el viernes 19 nos pasamos a ver si había suerte. Y la hubo. Allí estaba junto a un grupo de chorlitejo grande, chorlitejo chico y algún andarríos chico.


De lejos se podría confundir con un andarríos chico. Pero con paciencia y cierta experiencia se pueden diferenciar fácilmente. En primer lugar por el tamaño. Un correlimos de Temminck es como la mitad. Es del tamaño de un correlimos menudo.
Tuvimos la suerte de que en las cercanías también había un correlimos menudo, por lo que también pudimos comparar. Mientras la forma de alimentarse del menudo es mediante movimientos y picoteos rápidos a un lado y a otro, el de Temminck se alimenta con un movimiento gateante, con las patas flexionadas y recogiendo comida más lentamente.


En el aspecto físico, es determinante el color de las patas cuando no están embarradas. Pardoamarillentas en el de Temminck y negras en el menudo. En la foto siguiente se puede apreciar.


Tiene el cuerpo más largo, las patas más cortas y el pico más fino y ligeramente curvado.


Cría en la Taiga y en la tundra del norte de europa. Tiene una de sus vías de migración hacia África por el centro peninsular, eso sí, el número de migrantes por la península ibérica es muy pequeño.


Según los anuarios ornitológicos de la comunidad de Madrid, que se comenzaron a editar en el año 1996 y hasta el 2008 que fué el último, sólo hay 4 citas:

-La primera cita de 1 jov. el 7 de mayo de 2001 en el arroyo Tejada de Colmenar Viejo (G. González Martín.
-1 ejem. el 1 de mayo de 2005 en el embalse de Santillana, en Manzanares el Real, en la zona de la depuradora. (G. Martín García y J. M. Ruiz).
-2 adultos en plumaje nupcial el 7 de mayo en la gravera Soto Mozanaque, Algete (J. M. Ruiz)
-1 ejem. el 27 de abril de 2007 en las graveras de El Porcal, en Rivas Vaciamadrid (J. Marchamalo/SEO Montícola)

La creciente aficción a la observación de aves y los trabajos de seguimiento que se hacen en los embalses, han hecho que desde el 2009 haya alguna cita más, pero pocas eso sí. Nosotros mismos teníamos una cita de 1 ind. el 1 de mayo de 2012 en el embalse de Guadalix de la Sierra. En el siguiente enlace se puede ver la reseña. http://anapri-asociacionnaturalistaprimilla.blogspot.com.es/search/label/Correlimos%20de%20Temminck

Además este día hemos disfrutado de nuevo de un águila pescadora cogiendo un gran pez, 1 garza imperial, 1 garceta grande, 29 tarro canelo, 1 martín pescador, muchos mosquiteros musicales, papamoscas cerrojillo, algún papmoscas gris, colirrojo real y 3 aguilillas calzadas, una de ellas de morfo oscuro.

martes, 9 de septiembre de 2014

Interesantes datos de chovas piquirrojas anilladas

El 11 de octubre del pasado año 2013, tuvimos la suerte de poder leer 3 anillas de chova piquirroja en la dehesa de Navalvillar, Colmenar Viejo (Madrid). Se encontraban alimentándose en un grupo de 132 individuos.


11 meses después nos llegan interesantísimas noticias de sus anillamientos. Sabemos que fueron anilladas por un equipo del Museo Nacional de Ciencias Naturales (CSIC) en el marco de un proyecto de investigación sobre la conservación de la Chova piquirroja.
Los tres anillamientos se produjeron en la temporada reproductora de 2013. Los tres eran pollos del año y se encontraban en su periodo de dispersión juvenil cuando los observamos.


Dos de ellos eran hermanos y fueron anillados el 14 de mayo de 2013 en un nido de la iglesia de San Millán, en Segovia. Fueron observados en los meses de junio, julio y agosto en la iglesia El Salvador y en la catedral de Segovia.
El tercer individuo observado fue anillado el 22 de Abril de 2013 en un nido en un transformador de Getafe. Tiene una observación posterior en La Carrascosa, en San Martín de la Vega. Curioso que coincidieran en el mismo grupo viniendo unas del norte y otra del sur.


Aquí se demuestra la utilidad del anillamiento científico de aves. Cuantas cosas nos quedan por descubrir.

sábado, 6 de septiembre de 2014

Migración. Embalse de Santillana

Sabiendo que en Septiembre estamos con la migración a tope, nos hemos acercado al embalse de Santillana en Manzanares el Real (Madrid). Como siempre, no nos ha defraudado. Al irnos acercando, desde un fresno nos sale un milano real y a lo lejos miles de gaviotas reidoras y sombrías se desperezan en la orilla del embalse. En las praderas muchas lavanderas boyeras y en los árboles papamoscas cerrojillos y muchos más mosquiteros musicales. Están por todas partes.
Haciendo un barrido por las orillas, encontramos muchos andarríos chico, un par de andarríos grande y bastantes chorlitejos chico. Menos abundantes por estas tierras, descubrimos dos correlimos menudos, un archibebe común y un joven de combatiente.




Combatiente

También disfrutamos con los movimientos de pesca de un par de garcetas comunes. Algunas garzas reales descansaban, mientras cercetas comunes, frisos, cucharas y ánades reales se alimentaban en las orillas.
Observamos varios somormujos lavanco. Una pareja realizando movimientos tipo cortejo y otra pareja alimentando a un pollo. Además un total de 21 tarro canelo, bastante comunes en este embalse.
Como siempre, también pudimos disfrutar del ir y venir del Martín pescador.


Cornejas y grajillas andaban por las orillas. Una garza imperial y una garceta grande completaron los avistamientos de ardeidas. Un papamoscas gris, una collalba gris y dos tarabillas norteñas engrosaron la lista de pajarillos migradores en la zona. En cuanto a rapaces, además de los milanos reales, uno de ellos intentó llevarse en vuelo una gaviota sombría muerta, posándose a los pocos metros para comérsela en el suelo, nos acompañaron un grupo familiar de 4-5 aguililla calzada que reclamaban desde diferentes posaderos. Alguna vez observamos una pareja haciendo piruetas en el cielo, una de ellas de morfo oscuro. Y cuando ya nos ibamos, sorpresa. Descubrimos en vuelo un águila pescadora. Tenía hambre y quería desayunar. Delante de nosotros se puso a pescar. En total siete intentos. Cinco metiéndose en el agua para capturar un pez y dos picados abortados a pocos centímetros del agua. La dejamos en la lejanía, posada en una roca de la orilla del embalse, cogiéndo fuerzas para terminar en unos días su viaje migratorio.


Como siempre, los embalses no defraudan.